Lo que se exige hacia arriba, cuesta brindar desde abajo

Estimados,

Entiendo la situación y como de repente nuestro proyecto en cuestión ya tiene que estar terminado, con testing, moño y con tarjeta navideña. Sin embargo desde antes de ayer a la tarde no logro discernir los pormenores del proyecto. Cosas como fecha de implementación, fechas de inicio de los distintos hitos, iteraciones planificadas en desarrollo, iteraciones del testing, módulos e inclusive asignaciones de actividades a los recursos son totalmente desconocidos por mí.

Desde mi humilde posición al parecer, debo encargarme de restringir, alertar, escudriñar los proyectos, casos de usos, análisis funcionales y el diseño mismo y todo transformarlo en un plan de verificaciones inteligente donde se tengan en cuenta elementos de calidad, al parecer hasta ahora incomprensibles.

¿Para que un plan? ¿Para que son las verificaciones y validaciones? ¿Lo haremos siempre así? ¿Hay cosas que puedo no verificarse según el esfuerzo que conlleve? Si busco el consenso del más fuerte, ¿puedo evitar comprender esto que esta planteado? ¿Para que las especificaciones si no las voy a evolucionar por cambios de requerimientos, nuevas alternativas, extensiones y/o usos del análisis de los requerimientos? ¿En que punto se detiene el perfeccionamiento de las especificaciones?

No importa el nombre del proceso, pero muestro modo de trabajo a algo tiene que parecerse, de allí tomar las mejores prácticas y formar las adaptaciones para poder hacer lo que queremos hacer. Esas adaptaciones pueden implicar nuevas herramientas que generemos nosotros mismos, tal es así que hasta el día de hoy modificamos “N” veces las plantillas para darle mejor formato y agilidad a nuestra toma de conocimientos.

No debemos olvidar uno de los elementos más importantes; La Gestión. ¿Es posible seguir un proceso sin gestión? ¿Es posible iniciar, seguir y finalizar proyectos sin gestión? Si, todo es posible, pero hay que entender cuales son los costos de la “no gestión” y ser contundentes al definir que ese costo es fundamentalmente la “no calidad”. Esto lo digo por que aún en este punto del tiempo, sigo igual que al principio, sin entender los pormenores.

Diseñar y utilizar el marco del proceso es fundamental para darle calce a esta ansiada calidad.

Aún cuando es muy difícil definirla, la calidad es deseada primeramente, analizada en segundo lugar y junto a ese análisis se tiene en cuenta todo el bagaje de falencias que tiene nuestro proceso general y personal. Posteriormente se toman acciones que tienden a formar parte permanente de nuestro proceso (también general y personal) y es permanente pero susceptible de perfeccionarse ciclo a ciclo. ¿Para cuando es esa gestión? Para el día en que organizacionalmente decidamos tener calidad, para hoy mismo, para ayer y mucho antes. ¿Qué o quien nos impide trabajar gestionados?

Hoy es mi intensión hacer notar que esta empresa no esta preparada para la calidad en el concepto taxativo de la palabra, y es así que ya comenzaremos a escribir código (con lo que hay) y a introducir cambios (y lo que hay se queda así) y a hacer testing (de lo que salga).

No considero importante encontrar un solo culpable, principalmente cuando es fácil ver que lo que se exige hacia arriba, cuesta brindar desde abajo.

Lo cierto es que en algún punto muy cercano (antes de antes de ayer) se decidió que la “no calidad” es admisible. Si no es así, sigamos el proceso entonces (ya sé… ¡¡¡es imposible!!!).

Saludos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s